Claves para invertir en un campo agrícola

El mercado inmobiliario agrícola se ha potenciado de manera importante durante los últimos 10 años. De acuerdo a cifras de Colliers International, la demanda de parte de inversionistas por adquirir campos agrícolas ha presentado un crecimiento anual aproximado de un 40%. “Los últimos 2 años hemos percibido aún mayor interés, producto del aumento en la plusvalía que han presentado los terrenos agrícolas. Es un mercado que se ha vuelto muy atractivo como medio de inversión. Los interesados ya no son sólo agricultores o empresas agrícolas con trayectoria en el rubro, sino también inversionistas extranjeros y nacionales, family office, empresarios e incluso profesionales de diversas áreas que ven en la tierra agrícola una plusvalía segura”, explica Matías García Huidobro, Gerente del Área Agrícola de Colliers International.

Para realizar una inversión que brinde una alta rentabilidad, es necesario tener en cuenta varios aspectos. Aquí te entregamos una guía práctica para invertir en campos agrícolas: “Al momento de comprar un campo lo principal es tener claro qué tipo de plantación o cultivo se quiere producir, ya que dependiendo del proyecto a desarrollar es la relevancia de cada factor que se describe a continuación” señala García -Huidobro. 

*Agua: Para poder desarrollar un proyecto agrícola el aspecto más relevante es poder contar con agua. Es fundamental que el agua que posea el predio esté inscrita y que además sea efectiva, es decir, que el agua que existe en el papel llegue efectivamente al campo. Lo ideal es que el agua provenga de buenos afluentes o ríos que independiente de la época o año se comporte de manera adecuada.

*Clima y suelo: Los distintos cultivos o plantaciones frutales necesitan distintos tipos de climas y de suelo, por lo que al momento de querer desarrollar cualquier proyecto agrícola es necesario conocer ambos aspectos específicamente en el predio.

*Mano de Obra: La disponibilidad de mano de obra es fundamental a la hora de comprar un campo. Tener acceso cercano a pueblos o ciudades para poder acceder a mano de obra estable y calificada es importante.

*Extensión del campo: Dependiendo del proyecto frutícola a realizar, esta variable es significativa, ya que para algunos cultivos es necesario poder contar con campos más grandes para así poder tener economías de escala.

*Accesos: Buenos y seguros accesos del campo son importantes para transportar la producción. Hay cultivos que son delicados, por lo que no pueden ser expuestos en su traslado en caminos de tierra en malas condiciones.

*Plusvalía: Evaluar si el terreno está ubicado en una zona que posea una buena proyección en términos de plusvalía. Analizar cuánto han aumentado los terrenos en los últimos años, así como si es un sector que se esté potenciando en términos de conectividad y equipamiento de servicios, entre otras variables. 

FUENTE: DIARIO ESTRATEGIA ONLINE

 Noticias Relacionadas:

Tendencia de multifamily llegó para quedarse